Conecta con nosotros

“Caos en las primeras calificaciones de las oposiciones a maestro en Murcia”

Educación

“Caos en las primeras calificaciones de las oposiciones a maestro en Murcia”

“Opositores que revisan sus exámenes y se encuentran con exámenes de otros opositores”

La consejera de educación Adela Martínez Cachá guarda silencio mientras los opositores se encuentran con tribunales que no dejan fotografiar el examen y que al revisar su examen se encuentran con el examen de otro opositor, habiéndose producido cruces de notas. AIDMUR convocará una asamblea para valorar acciones.

Tras la polémica creada por la falta de transparencia en la oposiciones de secundaria de 2018, en esta convocatoria de examen, por primera vez, la Consejera de Educación Adela Martínez Cachá introdujo la posibilidad de poder fotografiar el examen, una vez conocida la nota y presentada la correspondiente reclamación. Las sorpresas no se han hecho esperar y la medida en vez de alejar la sombra de sospecha sobre las oposiciones y la falta de transparencia, ha avivado la situación, pues nos hemos encontrado multitud de casos realmente alarmantes y que hacen crecer la indignación entre los aspirantes.

Mientras la Consejera de Educación, Adela Martínez Cachá, habla de un proceso totalmente normal y transparente. Nuestra asociación está recibiendo una gran cantidad de quejas de opositores que se encuentran impotentes ante un proceso en el que la falta de transparencia y la arbitrariedad vuelven a ser las señas de identidad. Situaciones tan surrealistas como la que nos describe una compañera: “el 2 de julio se cuelgan las notas en cada uno de los tribunales y me encuentro un 0,2 en mi nota. ¿Cuál es la sorpresa? Que al ir a reclamar mi nota al TRIBUNAL NÚMERO 42, resulta que mis datos estaban con el examen de otra persona. Bien, en cuestión de momentos mi nota se ve modificada, pero aún así suspensa”, una situación que no queda ahí, otros compañeros nos están trasladando como algunos tribunales no están permitiendo ver y fotografiar el examen, tal y como se especifica en la convocatoria. Situaciones que están llevando a los opositores a una situación de indignación e indefensión, pues hoy comienza la segunda parte del proceso de oposición a la que solo se podía acceder al superar la primera parte.

Desde AIDMUR estamos convencidos de que gran parte de estos problemas son consecuencia de la situación en la que se encuentran los compañeros que forman parte de los tribunales, a los que la consejería de educación somete a condiciones lamentables, teniendo que cumplir plazos imposibles y en ínfimas condiciones, en centros donde superan con creces los 34 grados y teniendo que estar corrigiendo más de 10h al día.

Una vez más Adela Martínez Cachá y su equipo han hecho gala de su incompetencia para gestionar la educación pública en la Región de Murcia, empeñados en negar y ocultar los errores, ignorando a los 10.120 opositores que no solo se juegan una de las 1.300 plazas, también se juegan su puesto en las listas de interinos y la posibilidad de trabajar como docentes los próximos años. Exigimos que Adela Martínez Cachá de soluciones a todos y cada uno de los compañeros y compañeras afectadas, y no dilate las situaciones abocándolas a procesos de reclamación judiciales, como es la práctica habitual de la consejería que dirige. Desde AIDMUR convocaremos una asamblea en los próximos día para valorar las posibles acciones.

Redacción de Periódico EL LORQUINO Noticias.

Más de Educación

To Top